Nuestra Señora de las Nieves

De Diosa Blanca a Virgen Madre.

Nuestra Señora de las Nieves es una antigua advocación mariana que se remonta al siglo IV y que está muy extendida en Italia, España, Latinoamérica y Portugal.

«Nuestra Señora de las Nieves, que se celebra el 5 de agosto (conmemorando una nevada insólita en Roma, que señaló el lugar donde se levantó la Basílica de Santa María la Mayor). También dio lugar a otros que son conmemorados fechas como el 25 de marzo, el 8 de septiembre o el 3 de noviembre.

Las diferentes mitologías del mundo tienen diosas, normalmente representan valores históricamente ligados al género femenino, como la maternidad, la protección, la bondad o la fertilidad, aunque también representan otros atributos como veremos en otras entradas

LA DIOSA BLANCA

» Todos los santos la vilipendian, y todos los hombres sobrios que se rigen por el justo medio del dios Apolo, despreciando a los cuales navegué para buscarla en lejanas regiones, donde era más probable hallar a aquélla a la que deseaba conocer más que todas las cosas, la hermana del espejismo y del eco. «

Robert Graves  – La diosa blanca (fragmento)

Robert Graves fue, ante todo y por encima de todo, poeta.  En relación al prototipo europeo más antiguo, cuenta Robert Graves que la Diosa es una mujer bella y esbelta con nariz ganchuda, rostro cadavérico, labios rojos como bayas de fresno, ojos pasmosamente azules y larga cabellera rubia; se transforma súbitamente en cerda, yegua, perra, zorra, burra, comadreja, serpiente, lechuza, loba, tigresa, sirena o bruja repugnante. Sus nombres y títulos son innumerables. En los relatos de fantasmas aparece con frecuencia con el nombre de «La Dama Blanca», y en las antiguas religiones, desde las Islas Británicas hasta el Cáucaso, como la «Diosa Blanca» , Se la relaciona con la diosa Artemisa, la diosa osa, diosa de las nieves y tierras virgenes.

templo_artemisa_efeso_recreacion
Recreación del templo de la diosa Artemisa/Diana en Efeso, Turquía, actualmente está en ruinas.

DE ARTEMISA A MARIA.

La conjunción de la diosa Artemisa de los Efesios con Maria. 

Como virgen, la diosa Artemisa  personificaba la luna creciente que renacía . Como virgen del Alba , la “Portadora de la Luz” en la mitología griega, fue una de las más antiguas deidades ampliamente venerada en el Mediterraneo , incluida las costas de Ibéria.  Diosa de la caza, la castidad y de la luna. Se la conoce también como Diana. Se decía que ella representaba los poderes generadores de la naturaleza, por lo cual se la representaba con muchos senos. Su figura y culto debieron ser muy importantes en la Península Ibérica , tanto que era la primera divinidad femenina del Panteón Hispano- romano.

La tradición narra que habiendo engendrado Leto dos gemelos, Artemisa nació primero y después ayudó a su madre a dar a luz a Apolo. Testigo de los dolores maternales, concibió tal aversión al matrimonio, que obtuvo de Júpiter la gracia de guardar una virginidad eterna, como su hermana Minerva. Por esta razón, el oráculo de Apolo dio a estas dos hermanas el nombre de “ Vírgenes Blancas”.

En Artemisa confluyen también las mismas bases doctrinales que hemos visto con Astarté, «Reina del Cielo». Maria absorbe el resultado de una serie de cultos matriarcales que, también históricamente hablando, se pierden en el tiempo.

A Maria se le comenzó a llamar virgen porque así se le llamaba a Artemisa/Diana de los Efesios.  Cuando el cristianismo sale de Jerusalén y comienza a expandirse por otras naciones se encuentra con la siguiente realidad religiosa: En Alejandría se adoraba a la diosa Isis y a su hijo divino; en Éfeso se adoraba a la virgen Diana de los Efesios (Artemisa); en Roma se adoraba a Juno, la reina de los cielos.

Evidencias históricas prueban que a la diosa Artemisa /Diana se le adoraba a través de rosarios, esto por las canicas que aparecen en su imagen. Con el cristianismo de obligado culto, en lugar de rezarle a la virgen Diana de los Efesios se le reza a la virgen María; en lugar de repetir todos los títulos de la diosa, los devotos repiten muchos de esos títulos refiriéndose a María (letanías).

Artemisa / Diana y el Concilio de Éfeso.

La adoración a Artemisa /Diana se menciona en la Biblia . En los Hechos de los Apóstoles , los hombres de Éfeso que se sentían amenazados por la predicación de San Pablo del cristianismo, se amotinaron en su defensa, gritando “¡Grande es Diana de los efesios!” (Hechos 19:28, Nueva Biblia Inglés ). Después de que el secretario de la ciudad calmó a la multitud, dijo: “Los hombres de Éfeso, ¿qué persona es aquel que no sepa que la ciudad de los efesios es la guardiana (tutora) del templo de la gran Diana y de su imagen que cayó del cielo?” (Hechos 19:36).

Paradójicamente, fue en Éfeso, en el año 431 D.C., cuando se celebró un concilio en el que se instituyó, como dogma de Fe, el papel de María como «Madre de Dios».

Éfeso, el gran centro religioso de Artemisa, (el templo dedicado a ella en esa ciudad era una de las Siete Maravillas del Viejo Mundo), fue donde la Iglesia Católica oficializó el culto a María en el año 431 en el Concilio de Efeso. El título que se le establece es el de «theotókos», que precisamente es el que disfrutaba la diosa Artemisa e Isis, pero con la diferencia de que eran la «Madre de los dioses». Aquí, se cristianiza el término asimilando doctrinalmente las figuras. Otra coincidencia, que viene al caso, es que la tradición católica sitúa los últimos años de vida de María en Éfeso.

Una vez que el Concilio de Éfeso, en el año 431, proclamó la maternidad divina de María, el papa Sixto III erigió en Roma, sobre el monte Esquilino, una basílica dedicada a la Santa Madre de Dios. Recibe también el nombre de Santa María de las Nieves porque el sitio donde había de construirse quedó señalado de modo milagroso con una fuerte nevada en pleno verano. Es la iglesia más antigua dedicada en Occidente a la Virgen María y uno de los templos más visitados de Roma y de toda la cristiandad.

El catolicismo incorporó las festividades paganas como celebraciones cristianas: en el año 431 Cirilo, arzobispo de Alejandría, pronunció en Éfeso un sermón en el que adjudicó a María las cualidades que los paganos del lugar atribuían a Artemisa; si bien en los orígenes a Maria le fue negada su condición de madre de Dios, el Tercer Concilio de Calcedonia la reconoció en tal carácter en 451.

En ese Concilio se oficializa a Maria con el título que se le daba a la Diosa Isis: la Madre de Dios. De hecho, muchos de los títulos, que se le aplican a María en las letanías eran nombres dedicados a diosas paganas. Los adoradores sémitas de la diosa  Ishtar / Astarte la llamaban “Virgen Sagrada”, “Virgen Madre” y “Reina de los Cielos”.

En el cristianismo inicial la figura de la Virgen no estaba muy extendida, era algo secundario, y la figura central y casi única era Cristo. Al regreso de las cruzadas, después de estar en contacto mucho tiempo con otras culturas y otros cultos, muchos caballeros trajeron consigo iconos, costumbres, conocimientos, que antes no eran habituales en su religión, y la figura femenina de la diosa madre era una de ellas.

La devoción creciente determinó que las fechas ligadas a las antiguas diosas se consagraran a María, quien reemplazó a la diosa en su aspecto de Doncella (Artemisa);  también reemplazó a Cibeles como la Rosa Mística, tal como concebían los romanos a la madre de los dioses arrojando estas flores a su paso.  La Rosa Mística de Cibeles, la Rosa Mistica de la Virgen, emparentada naturalmente con el loto del corazón hindú, de donde renace el Brahmâ en el alba de cada Kalpa y que constituye el centro de Vishnu.

El pueblo necesita expresar sus emociones, necesita suplicar a su ídolo que le cure de aquella enfermedad de difícil solución, que le provea de fertilidad, en definitiva, que le saque de su penosa situación. Los rituales paganos les vinieron muy bien a aquellos que dirigían la nueva religión emergente que era el Cristianismo. ¿Afecta esto a los dogmas cristianos o a su profunda Teología? En mi opinión no. El Cristianismo tiene dogmas que le hacen único y que se puede o no creer en ellos. El hecho de que se suplanten cultos e imágenes sólo afecta a la forma, no al fondo.

Una vez que el Concilio de Éfeso, en el año 431, proclamó la maternidad divina de María, el papa Sixto III erigió en Roma, sobre el monte Esquilino, una basílica dedicada a la Santa Madre de Dios. Recibe también el nombre de Santa María de las Nieves porque el sitio donde había de construirse quedó señalado de modo milagroso con una fuerte nevada en pleno verano. Es la iglesia más antigua dedicada en Occidente a la Virgen María y uno de los templos más visitados de Roma y de toda la cristiandad.

El origen se atribuye a la época del papado de Liberio (352 – 366). Según una tradición, en el siglo IV vivía en Roma una piadosa pareja. Habían sido bendecidos con abundancia de bienes y también de fe. Sin embargo, su gran dolor era no tener hijos con los que pudieran compartir sus dones. Durante años habían rezado por un hijo y heredero. En esta situación pasaron muchos años sin ningún resultado; él se llamaba Juan Patricio mientras que el nombre de su esposa se desconoce. Se atribuía gran caridad hacia los demás y eran en extremo devotos de la Madre de Jesus, y no sabiendo a quien dejarle su enorme fortuna, le rezaron con devoción para que los guiara en la asignación de la herencia.

La tradición católica cuenta que la Virgen se manifestó ante ellos y les indicó que, allá donde señalara, se le construyese el templo. Así, en la mañana de un 5 de agosto, amaneció nevado el monte Esquilino de Roma, lo que, como hecho extraordinario, el matrimonio interpretó voluntad de la Virgen y así lo hizo saber al Papa.

ADVOCACIONES MARIANAS A LA VIRGEN BLANCA

La advocación mariana de la Virgen Blanca está muy extendida y de muy diversa interpretación.

Nuestra Señora de las Nieves es una de las advocaciones más antiguas de la Virgen y está relacionada con la basílica de santa María la Mayor, en Roma.  Aunque el nombre puede identificarse con la blancura del material con el que se hizo la imagen (habitualmente una escultura en piedra -marmol, alabastro, caliza, etc.-)

Otra interpretación tiene que ver con un milagro de la Virgen que se asocia con el color blanco. Este da origen a la advocación de Nuestra Señora de las Nieves, que se celebra el 5 de agosto (conmemorando una nevada insólita en Roma, que señaló el lugar donde se levantó la Basílica de Santa María la Mayor). También dió lugar a otros milagros y apariciones que son conmemorados fechas como el 25 de marzo, el 8 de septiembre o el 3 de noviembre.

20090902224036-img-logoNos encontramos con una amplia gama de advocaciones  marianas que podemos relacionar con el prototipo de Dama Blanca:

  • Virgen de las Nieves de Olivenza
  • Virgen de las Nieves Zarza de Alange
  • Virgen de las Nieves Reina
  • Virgen de las Nieves Atalaya
  • Otras advocaciones conexas: Vírgenes de la luz, de la Aurora, de la Luna (en la provincia de Córdoba)
  • Vírgenes de la Blanca (Pasarón de la Vega), Virgen de Peñas Albas…

FUENTES:

POSDATA:

Espero que este artículo  te haya gustado, y sobre todo que haya respondido a tus dudas. Si es así, por favor, dale un “me gusta” o compártelo con tus amistades o familiares en las redes sociales. También puedes dejar un comentario con tu opinión.

Si te gusta, por favor ¡comparte!

Nos leemos en el próximo post.

About Post Author

Maria Mercedes

Cosmopolita. Soy gnostica de raíces cristianas , mi parte pagana es mi amor incondicional a la Madre Tierra. No Teista y universalista. Anti-dogmatica por naturaleza- Políticamente humanista.
Previous post En la Doliente Soledad del Domingo
Next post Descubre quien eres

2 comentarios en “Culto a la Virgen Blanca, de Artemisa a María.

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad
A %d blogueros les gusta esto: