Alesteir Crowley, el Gran Nigromante

En Crowley todo fue excesivo en todas direcciones.

d545fe6620f3df14fba326f29a808ee3ae7e1f4b_hq
Vistiendo el Ojo de Horus, de Amanecer Dorado,  cuando aun no había cruzado la linea oscura

Aleister Crowley, (1875-1947), cuyo apodo era Frater Perdurabo y The Great Beast 666 (La Gran Bestia), autonombrado Anticristo, Mega Therion gracias a la inmensa herencia de su padre llego a ser el mago ocultista más famoso del siglo XX, conocido en los medios esotéricos como Baphomet, uno de los muchos nombres mágicos que adoptó. Fue un influyente ocultista y mago ceremonial inglés, que  fundó la filosofía religiosa de Thelema.

“Satán” transferirá su poder a una persona, que como Anticristo actuará como: el “falso profeta”, la “bestia” (Ap 13: 11-13). Su número es 666.”

Su familia pertenecía  al grupo religioso que sus padres, los Hermanos de Plymouth, una denominación evangélica, conservadora y muy puritana. Fue su propia madre, al ver la libertad con la actúa su hijo y lo poco que le importa la religión, le pone el apelativo de “La gran Bestia”, identificándole con la Bestia del Apocalipsis. Al parecer, ella realmente creía que su hijo era el anticristo.  Sus padres pertenecial al grupo religioso, los Hermanos de Plymouth, una denominación evangélica, conservadora y muy puritana.
Por esto Aleister empezó a tener aversión a todo lo referente a la Iglesia y la religión. No soportaba la autoridad y la desafiaba siempre que podía.  A causa de esto puede ser por lo que comenzó a ser cruel con todo lo que podía, convirtiéndose más adelante en un mago de magia negra, un NIGROMANTE

Era hijo de un millonario galés, Edward Crowley, fallecido en 1886.   A la edad de 21 años, heredó el dinero de su padre, y fue capaz de empezar un viaje a lo desconocido, que continuó durante toda su vida. Crowley determinó que su propia vida se mitificaba con determinación, por lo que es difícil separar los hechos de la ficción. Se hizo llamar «La gran bestia» y fue mencionado en la prensa popular como «El hombre más malvado del mundo».

Todo empezó cuando…

La Golden Dawn (Alba Dorada). atrajo a gente que estaba insatisfecha con las enseñanzas Masónicas tradicionales y Cristianizadas o reacias en aceptar conceptos
orientales filtrados a través del brillante prisma aunque no siempre sin tacha de la Sociedad Teosófica de Madame Blavatsky.  En 1898, Aleister Crowley se unió a la Orden Hermética de la Golden Dawn (Alba Dorada)Esta orden estaba dedicada principalmente a la “magia blanca”, tras un rápido ascenso fue expulsado debido a sus practicas oscuras.

En 1907, Alesteir Crowley creó otra orden paralela donde se erigió, claro está, como líder absoluto. Era la organización ocultista Astrum Argentum («Estrella de Plata» en castellano)., ahí donde practicar la magia negra -que era lo que en verdad le interesaba – con total libertad.

Crowley creó esta organización rival para la Golden Dawn, y una que regularmente empleaba drogas. Crowley fue uno de los pioneros que trajo el peyote a la civilización occidental, y escribió numerosos libros sobre los efectos de cada sustancia y sus experiencias personales. Él mismo consumía todo tipo de drogas en grandes cantidades que hubieran podido matar a cualquier hombre.

A partir de 1909, fomentó el uso de peyote ( anhalonium lewinii ), un alucinógeno muy fuerte. Una creencia básica en su círculo ocultista era que esta droga facilitaba los viajes astrales o el «ascenso». Crowley registró que realizó muchos «experimentos» con otros con peyote en 1910 y en los años subsiguientes. Estaba dispuesto a presentar el peyote a personas fuera de su círculo. Aparentemente, usó esta droga hasta alrededor de 1918. Se sabe que invitó a invitados a cenar a Nueva York y les dio comida dosificada con peyote, ansiosa por ver los efectos.

Un libro bien conocido de Crowley es  Magick in Theory and Practice  (1929). Esto se ha descrito en términos de «una técnica mediante la cual uno puede hacer que la Naturaleza obedezca la voluntad de uno al llevar el poder de los fenómenos a la fuerza con palabras apropiadas [mágicas] pronunciadas y acciones realizadas» Segun Crowley  esta afirmación para lograr que la Naturaleza obedezca y tener acceso a la Energia Vital  hay que doblegar a los elementales con el apoyo de seres sobrenaturales y por lo tanto  Magia Ceremonial. Ningun Espiritu o guardian  de la Naturaleza accederá al uso de la Energia de Gaia para usos fraudulentos y avariciosos, La empatia y la contemplación son la llave de la magia de la naturaleza para una hechicera, curandero  o chaman. Son dones que no puede poseer un mago ocultista  y por lo tanto los elementales, los dragones, los guardianes ni se acercaran a un mago negro sadomasoquista como Crowley, sino es bajo imposiciones.sobrenaturales y manipulaciones de ángeles caidos  y entes del Caos.

Crowley se fijó  en «transferir la conciencia de uno al Plano Astral, los rituales de destierro e invocación del Pentagrama y el Hexagrama, y ​​el método Cabalístico de comunicarse con inteligencias, espíritus y demonios descarnados, y probarlos cuando se evoca; además, él da su propia técnica para despertar la Kundalini Shakti en la base de la columna vertebral ”.

Aleister Crowley creía que muchos de sus amantes estaban jugando un papel cósmico, incluso hasta el punto de cumplir con la profecía.  Pero sus relaciones eran cualquier cosa menos amorosa con ellas, como veremos en capitulos  de la serie: 

Alesteir Crowley y sus Mujeres Escarlata

El tema yóguico de  kundalini  es conocido por despertar fantasías entre los occidentales. Crowley tuvo mucho que ver en ello y no de la forma amorosamente correcta. La Kundalini puede despertar cuando uno se ama y acepta  a si mismo en todos los aspectos, y con la pareja, al amar al otro y no es obligatorio la forma sexual, que se puede alcanzar este estado místico. Drogas, sexo… son atajos para una mente desordenada.

Los seguidores del yoga indio afirman que Crowley distorsionó el yoga Patanjali. Dicen que enfatizó erróneamente el dolor al adoptar una asana (postura). El elemento del sadomasoquismo en la psicología de Crowley ha sido visto como un inconveniente para su enfoque.

Alesteir Crowley practico Magia del Caos , pero también magia caótica, Mezcla rituales masonicos heredados de la Golden Dawn con filosofías orientales, como el tantrismo y ceremoniales precolombinos todo aderezado de drogas duras como heroína y cocaína. Aleister Crowley posiblemente representa el camino de «alta magia» llevado a su extremo. 

Los rituales que Crowley practicaba movían a partes iguales los hilos del satanismo como de la magia más oscura. El sexo siempre estaba presente, sin excluir tampoco las torturas a personas y animales e incluso -según las malas lenguas- hubo algún que otro asesinato. Pero Crowley estaba en los círculos de la alta sociedad y era muy poco lo que salía de esos muros de aberración y misterios, que cercaban la logia del famoso mago negro.

Aleister Crowley fue un nigromante increíblemente popular en su tiempo. Sus escándalos aparecían en revistas y periódicos como si se tratase de una estrella de cine. Pero en verdad su vida fue mucho más oscura de lo que logró retratar el periodismo. Convocó ángeles o demonios, escribió libros prohibidos, creó un sistema de vida llamado Thelema, y hundió física y espiritualmente a todos los que se acercaron demasiado.

En 1904, Crowley afirmó haber recibido Liber AL vel Legis, de una entidad llamada Aiwass, que iba a servir como la fundación del sistema religioso y filosófico llamado Thelema. Crowley resumió su Ley de Thelema en estos versículos del Libro:

  • “Hacer tu voluntad será el todo de la Ley”
  • “Amor es la ley, amor bajo voluntad”
  • “No hay más Ley más allá de Hacer tu Voluntad”

 El libro de la ley fue su obra más influyente, dónde subrayó la doctrina más esencial de su pensamiento mágico: haz lo que quieras. Es la palabra de la ley, la palabra de Thelema -voluntad-, guiado por lo que él llamaba el Aiwass, un ente esotérico parecido al Ángel de la Guarda cristiano, una entidad superior que guiaba a trascender y a convertirse uno mismo en una deidad, en el mismo Dios.

Los rituales y prácticas mágicas de la Orden de Thelema tenían un importante contenido sexual. No había límites en esos rituales, entre los que se encontraban la cópula sin límites de ningún tipo, la pedofilia, la sangre menstrual y las secreciones humanas, incluidos los excrementos -Crowley era coprófago- que se combinaban con la ingestión de diversas drogas de todo tipo a las que el ocultista era adicto. Todo ello con el propósito de llegar a un estado en el que la conciencia estuviera más receptiva a los mensajes del más allá.

Su libro “Haz lo que quieras”parece a primera vista una premisa bastante atractiva; sin embargo, cuando no se colocan límites –particularmente éticos- para estas acciones el asunto se torna verdaderamente aterrador, ya que nos encontramos con individuos absolutamente egoístas que únicamente buscan su bienestar sin que les importe el mal que pueden causar a sus semejantes y la biografia de Crowley  es de este tipo.

Haz lo que quieras que sea la totalidad de la ley’ para los superhombres. Se deleitarán con «vinos y drogas extrañas» que «no te harán daño», así como todo tipo de exceso sexual. Mientras tanto, el resto de la humanidad, ‘los esclavos’, será hecho para servir a los superhombres. «La compasión es el vicio de los reyes», dijo Aiwass a Crowley. ‘Aplastar a los desgraciados y débiles’.

Otras personas fueron ingredientes desechables para su magia operacional. Una sucesión de mujeres mentalmente inestables fueron elegidas en sus mágicas orgías de S&M como «la mujer escarlata». Abandonaba a sus «mujeres escarlata» y a sus alumnos cuando ya no eran útiles. Conmueven las cartas de sus concubinas de Thelema, reducidas a la indigencia pero dispuestas a conseguirle drogas o nuevos discípulos. Las mujeres generalmente terminaban mal, en alcoholismo, drogadicción, locura o suicidio.

Crowley recomienda a sus discípulos que se ayuden de estados límites, que busquen situarse en experiencias extremas casi incompatibles con la vida, que utilicen drogas, bebidas enervantes, hierbas alucinógenas, etc. Les advierte que es posible que sucumban. Si así ocurre, habrán fracasado, pero al menos, les habrá servido para saber que son débiles. El sistema de Crowley es brutal. Triunfa o muere.

Es cierto que entre los que compartieron sus enseñanzas en Cefalú o en Londres, muchos sucumbieron, hubo suicidios, muertes por estrés nervioso, mujeres que enloquecieron, varios se sumieron en la pendiente de las drogas; pero hubo un núcleo cuya personalidad salió reforzada de estas experiencias. El mensaje de Aleister Crowley, solamente pudo ser comprendido por los “fuertes”.

Uno de sus rituales más comentados fue el que realizó en la mansión de Boleskine House. En esta casa, situada en el Lago Ness, Crowley la compro y la preparó para la realización de la peligrosa invocación del libro de Abramelín, destinada a contactar con los señores de la oscuridad. Crowley falló estrepitosamente, cometiendo la terrible imprudencia de dejar el ritual a medias, desencadenando con ello todo tipo de males para la zona así como para su persona. De hecho hay voces que proclaman que el famoso Monstruo del Lago Ness no es más que una entidad maligna liberada por la imprudencia de Crowley. La celebre mansión ardió misteriosamente hace unos años.

Aleister Crowley, el más famoso mago del siglo XX, definía en Magic Theory and Practice el ocultismo como “el arte de causar que el cambio ocurra conforme a la voluntad” o dicho más llanamente el poder de controlar mentes y sucesos ajenos por la intención

«Simplemente fui cerca de Satanás, y todavía no sé por qué. Pero me encontré apasionado de servir a mi nuevo maestro […] no estaba contento de creer en mi diablo personal y servirlo, en el sentido ordinario del mundo. Lo quería conocer personalmente y convertirme en el principal miembro de su horda » The Confessions of A.C.

Aleister Crowley menciono en su autobiografía que nació con tres “marcas de Buda”. Una de estas marcas eran cuatro pelos que crecían desde el centro de su corazón, en forma de una esvástica.

Otra afirmación hecha por Aleister era que él era la reencarnación de varios ocultistas famosos. Uno de estos hombres fue Eliphas Levi, quien murió el año en que Aleister nació.

Se rumorea que Aleister convenció a su Mujer Escarlata Leah Hirsing para que copulara con una cabra. Algunas versiones de la historia cuentan que la cabra estaba destinada a ser sacrificada en el momento del clímax, pero que no cooperó. Su garganta fue cortada de todos modos.

La vida de Aleister Crowley estuvo marcada por un halo de oscuridad donde no faltaron las excentricidades y los excesos. Fue un provocador impulsivo en una sociedad marcada por el puritanismo. Aunque su obra es digna de lectura por su calidad y sátira hacia una sociedad marcada por un exacerbado puritanismo.

“¡Exponeos oh mis hijos bajo las estrellas, tomad vuestra cuota de amor! Yo estoy sobre vosotros y en vosotros…. Disfrutad de todas las cosas de los sentidos y del éxtasis. Y no temáis que ningún Dios os negara por ello”

Libro de la Ley dictado a A.Crowley en 1904 en el Cairo, Egipto.

Crowley fue muy egoísta con sus amigos, amantes y seguidores, a los que trató fatal, especialmente a las mujeres.  Crowley marcó su vida, y la de quienes le rodearon como sus mujeres, a golpe de adicciones, ya fuese con el alcohol o las diferentes drogas que consumía. Era un personaje políticamente incorrecto, grotesco, según los tiempos, lo que le llevo a ganarse la enemistad de muchos.

Y también fue acusado de antisemita, misógino, fascista y otros tantos epítetos cariñosos, algunos más acertados que otros, que intentan describir la compleja personalidad que también fascinó a escritores de la talla de Fernando Pessoa.

pessoacrowley ajedres
Crowley jugando al ajedrez con Fernando Pessoa

Algunos de sus discípulos sufrieron alteraciones nerviosas, como Lord Tankerville o Victor Neuburg al que Crowley maldijo. Victor decía que esa era la razón de sus múltiples enfermedades.
Otros tuvieron menos suerte y perdieron la vida como Raoul Loveday, de quien se dijo que había sido envenenado por «La Bestia». También murió Alexis Pache, un alpinista suizo, cuando se encontraba a solas con Crowley en una escalada. Otro, Norman Mudd, se suicidó. Pero no sólo sus discípulos; también uno de sus maestros, Liddell MacGregor Mathers, murió convencido de que le aniquilaban las poderosas emanaciones mágicas procedentes de Crowley.

¿Alesteir Crowley era un mago negro? 

Necromante y Nigromante NO son lo mismo, aunque generalmente son compatibles. 

  • Nigromante es la persona que usa y estudia las llamadas “Artes Negras” u “Oscuras” y utiliza la necromancia para obtener el poder.
  • Necromante es el practicante de la necromancia, la magia de la muerte.

Aleister Crowley fue un personaje temido he influyente en su época, incluso sus ex-colegas de la Golden Dawn le tenían miedo.   Un miembro de la Golden Dawn, Yeats, comentará en una carta dirigida a un amigo que “Crowley ha estado haciendo imágenes de cera de todos nosotros y clavando alfileres en ellas”, lo cual es una práctica de magia negra que contradice sus declaraciones.

Magia Negra es la parte negativa y poco honesta de la magia, utilizándose para la manipulación de pensamientos, deseos o sentimientos de otra persona sin el consentimiento de ésta. Generalmente es elaborada para causar daño en alguien o crear problemas en distintas circunstancias. Ésta se caracteriza por crear cambios en el destino natural que nos tiene la vida, cambiando así cosas que quizás ya estaban destinadas a ser, lo que sólo crea un desorden o caos siendo las consecuencias lo más negativo de todo.

No solo lo fue un NICROMANTE, también el mismo se define como practicante de la  NECROMANCIA

“Necrofilia”

Para verter dentro de tu corazón la semilla
Mezclada con la descarga venenosa
A partir de una glándula hinchada, inflamada y grande
Con la raza deliciosa de la gonorrea;

Para profundizar en tu vientre, y beber
Los líquidos ateos, y la piscina
De fétida putrefacción de las heces
Que tu cadáver ahorcado dio, cuyo olor delicioso

Excita estas canciones sublimes. La verga
obtiene un nuevo deseo; penetra, aúlla, aprisiona, chupa,
delira, chilla, mastica, exalta la cogida,
¡Espera! ¡Me vengo! ¡Muero! ¡Dios mío!

Aleister Crowley

Poema original en inglés:

“Necrophilia”

To pour within thine heart the seed
Mingled with poisonous discharge
From a swollen gland, inflamed and large
With gonorrhoea’s delicious breed;

To probe thy belly, and to drink
The godless fluids, and the pool
Of rank putrescence from the stool
Thy hanged corpse gave, whose luscious stink

Excites these songs sublime. The rod
Gains new desire; dive, howl, cling, suck,
Rave, shreik, and chew; excite the fuck,
Hold me, I come! I’m dead! My God!

Aleister Crowley

Crowley fue satanista? Parece que ni el mismo lo sabia.

“Estuve en lucha a muerte conmigo: Dios y Satan pelearon por mi alma aquellas tres largas horas. Dios conquisto — ahora sólo me queda una duda — ¿cuál de los dos era Dios?”

Alesteir Crowley

¿Era satanico? Ciertamente quería tocar todas las areas de la Magia, invocando temerariamente a los demonios, y tratando de dañar a sus muchos enemigos con hechizos. Pero si él le vendió su alma a un demonio, no obtuvo mucho a cambio. Nunca hizo mucho dinero, nunca tuvo mucho poder, aunque aparentemente tuvo mucho sexo.

En 1934, Crowley fue declarado en bancarrota después de perder un caso judicial en el que  demandó a la artista y escritora galesa,  Nina Hamnett por llamarlo mago negro en su libro de 1932 Laughing Torso , una historia de su vida bohemia, que se convirtió en un éxito de ventas en el Reino Unido y Estados Unidos. Aunque Nina conocida como la Reina de Bohemia .ganó el caso, la situación la afectó profundamente por el resto de su vida.

No soy experta en Satanismo, ni es mi intención serlo. Sin embargo, hay algunas cosas razonablemente obvias que he juntado.

  1. El Satanismo no es un movimiento unificado como la Cristiandad o el Islam. Está compuesto por individuos con sus propias diversas ideas acerca de lo que significa ser un Satánico.
  2. Para algunos es una religión, para otros una filosofía, para otros un sendero mágico.
  3. Hay usualmente un hilo de interés mágico en la mayor parte de Satánicos de casi todos tipos.

Y, donde hay un interés en magia entre los satánicos, es casi universalmente un interés en magia derivada de Crowley y sus discipulos.

En algunas ocasiones hasta se llegó a afirmar publicamente que Aleister Crowley practicaba misas negras. He aquí la respuesta que el mismo Therion (nombre griego que significa “La Bestia”) daba en el diario inglés “London Sunday Dispatch” a semejantes acusaciones, en el año 1933:

“Para practicar magia negra tienes que violar todo principio de la ciencia, decencia, e inteligencia. Debes estar obsesionado con una idea demente de la importancia del mezquino objeto de tus detestables y egoístas deseos. Se me ha acusado de ser “mago negro”. No se ha hecho jamás afirmación más tonta sobre mí… La “Misa Negra” es un asunto totalmente diferente. Yo no podría celebrarla aunque quisiera, porque no soy un sacerdote consagrado de la Iglesia Cristiana. El celebrante debe ser un sacerdote, porque toda la idea de la práctica es profanar el Sacramento de la Eucaristía. Por consiguiente, debes creer en la verdad del culto y la eficacia de su ritual”.

London Sunday Dispatch, 1933.

Bonita forma de echar pelotas fuera, no es lo mismo una misa negra que practicar magia negra  y me extraña que no lo intentara, algunos de sus rituales que fracasaron tuvieron efectos devastadores sobre el entorno que se realizaron. Es lo que tiene la magia caotica. 

Lo que a menudo se olvida mencionar o se infravalora en sus ‘biografias’ es que Aleister Crowley fue un hombre comprometido con cierto tipo de búsqueda espiritual, en realidad fue un Mago en el mas amplio sentido de la palabra.

Crowley14
El mago en su madurez

El popular escritor William Somerset Maugham (1874-1965), se inspiro  en Crowley para esbozar el personaje del nigromante Oliver Haddo en su novela El Mago:

“Era un hombre de gran tamaño […] pero lo más notable de él era su vasta obesidad. Su barriga era de dimensiones imponentes. Su cara era grande y carnosa…”

Al parecer, W. Somerset Maugham conoció personalmente a Aleister Crowley en París. De aquel encuentro fortuito amasaría la personalidad devastadora de Oliver Haddo, un nigromante que no ahorra esfuerzos para alcanzar sus objetivos. El propio W. Somerset Maugham comentó que la obra le resultó particularmente difícil de ejecutar y que pasó largas jornadas en el la biblioteca del British Museum para informarse acerca de las artes negras y sus libros prohibidos.

Los periódicos de la época le llamaron, entre otras lindezas: «el hombre más perverso del mundo», «el rey de la depravación», «el hombre al que nos gustaría ahorcar», «el caníbal», «la bestia humana», y el peor insulto para un inglés de su época, «germanófilo». Como siempre Crowley se deleitaba con las acusaciones, y no negó ninguna de las acusaciones, excepto la demanda contra Nina Hammet, pero ahí buscaba dinero no redención.

Crowley siempre necesitaba dinero, después de despilfarrar su herencia y, al mismo tiempo, evitar todo el trabajo.

Crowley, fué un gran adicto al sexo . Tras su separación de su primera mujer Rose se dice que Crowley dió rienda suelta a sus vicios más perversos y depravados. Era muy famoso por tener sexo casual con mucha frecuencia, tanto con hombres con mujeres, lo que le ocasionó sufrir varias enfermedades venéreas a lo largo de su vida. Se decía de él que era bisexual y solía colgar bocabajo a sus amantes en un guardarropa, clavándoles sus afilados colmillos.

Sin embargo hay un hecho a favor de Crowley: nunca pudieron probar nada contra él sobre perversiones sexuales, aunque lo intentaron. Basta recordar que la sociedad victoriana en la que vivió, envió a Oscar Wilde a la cárcel durante dos años por homosexual y le desterró hasta su muerte. Nada les hubiera gustado más que hacer lo mismo con Crowley. ¿Acaso fue más hábil o simplemente inocente?.

Hacia 1910 era del dominio público su conducta licenciosa con mujeres de todas las clases sociales. Pero lo que no se sabía era su condición bisexual. Crowley mantenía relaciones homosexuales tanto con desconocidos como con amigos, algunos pertenecientes a la aristocracia o el estamento militar. Esta práctica estaba prohibida en Inglaterra y podías terminar en la cárcel, por lo que prefirió que la gente pensase que era un monstruo diabólico antes que homosexual.

Hay algo de desvergonzado en Crowley; no engaña, pero tampoco simula trucos espiritistas ni “precipitaciones” fraudulentas; en lugar de esto es cínico, sincero, excéntrico y, sobre todo, provocador. Ese papel le gusta y lo asume.

Era un hombre naturalmente dotado de muchos talentos y con un gran apetito que se dedicó al 100% a todo lo que atrajo su interés (lo cual también es parte de la razón de su adicción a las drogas). Su influencia nos ha llevado a la sociedad caotica actual provocada por el exceso de capital y la carencia de escrúpulo de sus gestores, la perdida de los valores éticos, que tiende a configurar una sociedad compuesta por grupos egoístas de presión, quizás si fue la Bestia Apocalíptica 666 como se autoproclamaba, pero la Bestia Roja tiene muchos avatares.

Hay muchos más caminos al infierno de lo que suponen.  En El archipiélago Gulag 1918-1956: un experimento en investigación literaria , Solzhenitsyn escribió que, «para hacer el mal, un ser humano debe, ante todo, creer que lo que está haciendo es bueno» y buscar una justificación para sus acciones.  Todo practicante en el arte de la magia, de cualquier tipo, está convencido de que está haciendo totalmente lo “correcto.

Crowley Crepuscular
La Bestia madura con la mirada drogada o hipnótica.

Sin duda Aleister escribió una gran pagina en el mundo de la magia negra y sus rituales satánicos y que a pesar de los años hoy sigue muy vivo. Su deseo de «blasfemia, asesinato, violación, revolución, cualquier cosa buena o mala, pero fuerte» lo llevó a considerar la idea de los sacrificios rituales humanos como el último tabú mágico. No hay pruebas de que matara a nadie, aunque alegó alegremente que sus hechizos habían llevado al suicidio a una dama, y ​​sus ideas sobre sacrificios humanos inspiraron a psicópatas posteriores como Charles Manson.

“La gran bestia” falleció en 1947 de un problema cardíaco, después de una vida de excesos., adicto a la heroína, y fue incinerado unos días después, en una controvertida ceremonia a la que asistieron una docena de personas. Dejó atrás un cuerpo incoherente de magia ritual y escritos oscuros.

La vida de Crowley fue transgresora en todos sus aspectos y en la que vale la pena ahondar si quieres entender la sociedad esotérica y cultural del siglo XX,

Y si, fue un gran mago de magia negra. Pero ‘Haz lo que quieras’ de Crowley no termina en felicidad o poder. Termina en el vacío, la adicción, la locura y la autodestrucción. Es una mentira, quizás la más antigua de todas, ¡¡¡ES LILITH!!!

¡Ten miedo de esa trampa!

Es extraña la ligereza con que los malvados creen que todo les saldrá bien.

Victor Hugo

Si te interesa hay abundante material biográfico por las redes y en las librerías, por mi parte le dedicare algunos artículos recopilatorios mas los próximos días


FUENTES:

  • WIKIPEDIA
  • Las confesiones de Aleister Crowley. Londres; Crowley, Aleister.  (1979).  Boston:  Routledge y Kegan Paul.
  • Libro de la ley (1938; York Beach, ME, 1976).
  • Magick, Liber ABA, Libro 4 (1994; segunda edición, York Beach, ME: Weiser, 1997).
  • Magia en Teoría y Práctica  (1929; Nueva York: Dover, 1976).
  • 777 y otros escritos Qabbalistic de Aleister Crowley , ed. Israel Regardie (York Beach, ME: Weiser, 1977).
  • Crowley, Aleister,  El diario de un demonio de las drogas (Londres: Collins, 1922).
  • El ojo en el triángulo: una interpretación de Aleister Crowley (St. Paul, Minnesota: Llewellyn, 1970).
  • Aleister Crowley: The Biography  Churton, Tobias, (Londres: Watkins, 2011).
  •  La visión y la voz, con comentarios y otros artículos , ed. W. Breeze (York Beach, ME: Weiser, 1998).
  • El dilema mágico de Victor Neuburg Fuller, Jean Overton,(1965; segunda edición, Oxford: Mandrake, 2005).
  • Kaczynski, Richard,Perdurabo: La vida de Aleister Crowley
  • Martin Booth, Su satánica majestad, Alesteir Crowley (Melusina, 2008).
  • Francis King – «Magia ritual en Inglaterra» 
  • Elie Howe – «Los magos de la Golden Dawn» 
  • John Symonds – «La gran bestia» 
  • Jean Overton Fuller «El dilema mágico de Victor Neuberg» 
  • Butler, Eliza Marian, El mito del mago (Cambridge: Cambridge University Press, 1948).
  • Sandy Robertson – «El libro de recuerdos de Aleister Crowley» 
  • Kenneth Grant – «Recordando a Aleister Crowley»
  • Kenneth Grant, eds.,  Las Confesiones de Aleister Crowley (1969; edición revisada, Londres: Routledge and Kegan Paul, 1979).
  • Kenneth Grant, eds.,  El Registro Mágico de la Bestia 666: Los Diarios de Aleister Crowley 1914-1920 (Londres: Duckworth, 1972).
  • Guiley, Rosemay Ellen, La Enciclopedia de Magia y Alquimia
  • Bogdan, Henrik y Martin Starr, editores,  Aleister Crowley y Western Esotericism  (Nueva York: Oxford University Press, 2012).
  • Ocho conferencias sobre yoga  ( The Equinox  Vol. 3 n. 4, Ordo Templi Orientis, 1939).
  • El Libro de Thoth: Un breve ensayo sobre el Tarot de los egipcios (Berlín 1944: repr. York Beach, ME: 1969).
  • Aleister Crowley en América (Rochester, Vermont: Inner Traditions, 2018).
  • Booth, Martin,  A Magick Life: Una biografía de Aleister Crowley  (Londres: Hodder y Stoughton, 2000).
  • Aleister Crowley: La Bestia en Berlín  (Rochester, Vermont: Inner Traditions, 2014).
  • Owen, Alex, El lugar del encantamiento: el ocultismo británico y la cultura de lo moderno (Chicago: University of Chicago Press, 2004).
  • Spence, Richard B.,Agente secreto 666: Aleister Crowley, Inteligencia británica y el ocultismo
  • Lachman, Gary, Magick, Rock and Roll, y el hombre más malvado del mundo (Nueva York: Tarcher / Penguin, 2014).
  • http://libroesoterico.com/biblioteca/HERMETISMO/Alister%20Crowley%20y%20El%20Dios%20Oculto.pdf

Deja un comentario