LAS PIEDRAS VIVAS.

Todo templo inició con una piedra.

Piedra  utilizada desde el amanecer de la civilización antes que los asentamientos humanos en aldeas y antes que la construcción de muros para castillos e iglesias. Piedras nuestras olvidadas, despreciadas por la cultura actual. Piedras vivas formando círculos, misterio y magia hoy ignorada.

“Crees que soy una roca, que yace en el silencio, […] Pero no lo soy, sino parte de toda la vida. Estoy vivo para los que piensan «. – Pluma de águila bailarina ( Nativo americano ) 

Dentro de todas las culturas antiguas la piedra es objeto de culto, no solo como material cuasi imperecedero, sino por ser parte y soporte de esas energías sutiles a nivel telúrico y que muchas de ellas, sobre todo las del continente africano, creen que puede fijar las almas de los difuntos y servir de vehículo para que las divinidades se manifiesten.

 Son las sacra saxa, o piedras sagradas, dotadas a lo largo de la historia de un carácter mágico o sobrenatural por su asociación con diversas leyendas, ritos  y creencias: altares rupestres, santuarios y ermitas, abrigos y cuevas, conjuntos rocosos con formas peculiares…

La piedra, considerada como Petra Genetrix la Matrix Mundi, ha sido símbolo de vida y sacralidad.

Una petra genetrix (en latín, «roca fecunda») es una representación de la escena «nacida de una roca» ( r (upe) n (ato) ) en el mito cosmológico de los misterios mitraicos romanos . Si bien la mayoría de las representaciones de nacimientos en rocas muestran la figura emergiendo de la roca, también hay algunas representaciones de petra genetrix de una figura (aún «no nacida») «dentro» de una roca.

Las grandes peñas, berrocales, cantos o rocas que aparecen en el paisaje han llamado siempre la atención del hombre por sus formas espectaculares y en determinados casos han sido objeto de culto. Este culto ha tenido fundamentalmente un sentido de fecundidad y prosperidad; se rezaba a las piedras pidiéndoles hijos (India, Australia, Nueva Guinea) o se realizaban rituales en torno a ellas con este mismo sentido. De este modo, las conocidas como piedras oscilantes, tenían el poder de trasmitir la fertilidad a las mujeres infértiles , superstición con origen en la tradición celta. En la zona noroccidental de España abundan las creencias y rituales vinculados a las piedras sagradas de la fecundidad.

Muchas leyendas mitológicas han relacionado las piedras con la fecundidad, como el mito griego de Deucalión, hijo de la Tierra que, después del diluvio y con el propósito de repoblar la tierra, esparció los huesos de su madre, y por cada piedra que arrojaba nacía un hombre; mientras que su esposa Pirra, hacía surgir las mujeres con el mismo procedimiento

Nuestra vida es un bloque de mármol,
en el que cada uno de nosotros
trabajamos cada día
para esculpir la obra de arte
que está encerrada en el mármol.

LOS CAIRNS O MONTÍCULOS DE PIEDRAS.

Un cairn (en español: montículo de piedras, carn en irlandés, carnedd en galés, càrn en gaélico escocés, karn en bretón) es un túmulo compuesto de pequeñas piedras sueltas o hasta de elaboradas obras de ingeniería con forma cónica. Se encuentra normalmente en tierras altas, en páramos, en cumbres de montañas o cerca de cursos de agua. En castellano, especialmente cuando el tamaño no es muy grande, se les denomina montículopila o mojón de piedras.También se le llama apacheta, del aimara y quechua.

Los cairns se emplean en toda América Latina para marcar senderos, así como lugares de culto, y se conocen como «apachetas», originalmente altares erigidos en honor a la Pachamama.

Es práctica común en Inglaterra que los cairns se denominen a veces por sus cualidades antropomórficas. En alemán y neerlandés, un cairn se conoce como steinmann y stenenman, respectivamente, lo que significa literalmente «hombre de piedra». Una forma del inukshuk inuit también tiene el propósito de representar a una figura humana y se llama inunguak («imitación de una persona»). En Italia, especialmente en los Alpes italianos, un cairn es una ometto u «hombrecito».

En Portugal, los cairn reciben el nombre de moledro, y cada piedra del moledro es un soldado. La leyenda dice que si una piedra se toma de la pila, la próxima mañana volverá por sí sola a la pila. Si se quita una piedra de la pila en secreto y se pone debajo de la almohada, a la mañana siguiente un soldado aparecerá por un breve instante, y luego se convertirá de nuevo en la piedra y regresará a la pila. Las piedras del moledro son consideradas, por lo tanto, como soldados encantados.

En la mitología de la antigua Grecia, los cairns se asociaron con Hermes, el dios de los viajes por tierra. Según una leyenda, Hermes fue llevado a juicio por Hera por haber asesinado a su criado favorito, el monstruo Argos. Todos los demás dioses actuaron como jurado, y para que pudieran emitir su veredicto se les dieron guijarros y se les indicó que los tiraran a la persona que consideraban se encontraba en lo cierto, Hermes o Hera. Hermes argumentó con tanta habilidad que terminó sepultado bajo un montón de guijarros, y este fue el primer cairn.

Podemos definirlos como montones de piedrecitas testimoniales, formados por acumulación de las que dejan los caminantes al pasar por un determinado lugar y con una intención definida. 

Respecto a la creencia de las piedras como morada de los espíritus, podemos decir que sigue perviviendo en la zona norte y centro peninsular, donde presuponen que los montones de piedras son almas que no han podido cumplir sus promesas en vida. En consecuencia, estos amilladoiros albergan las almas en pena de los difuntos, a las que los viandantes deben ayudar recogiendo una piedra del camino y arrojándola a los mismos. De esta forma, dice la tradición, lograrán salvar de los pecados a estas almas al mismo tiempo que se salvarán a sí mismos.

El pueblo hebreo conserva este mismo hábito, pues cuando visitan una tumba, o durante un entierro, deposita una piedra sobre la tumba para el descanso del muerto. Por su parte, los mahometanos acostumbran a arrojar siete piedrecitas sobre tres montones como una lapidación del diablo. Este ritual se lleva a cabo después de haber permanecido de pie delante del rostro de dios desde el mediodía hasta la puesta del sol. Previamente habrán dado tres vueltas rápidas y cuatro lentas alrededor de la Kaaba, tocando la piedra negra.

 En el Antiguo Testamento abundan las referencias a piedras sagradas adoradas por los hebreos: Jacob apoyó la cabeza en un betel que le provocó el sueño de la escalera que ascendía al cielo y que se asocia a la Merkaba.

VER: Los Betilos,  las Piedras Sagradas.

Imagen de Pezibear en Pixabay

LAS PIEDRAS VIVAS.

¿Que son los las piedras vivas?

Son piedras labradas o cantos rodados decorados con representaciones de la personalidad que se quiere trabajar en un ritual. Pueden ser pintadas por  alguien próximo, que quiere representar los rasgos de la persona  a través de colores o simbolismo pictoricos, por ejemplo el animal de poder. Son ideales para lamparillas de protección y velación, asi como otros rituales amorosos y protectores.

 Una antigua bendición del gaélico escocés es Cuiridh mi clach air do chàrn, «Pondré una piedra en tu piedra».

Una piedra o cristal, colocado en casa tiene la propiedad de irradiar la energía de nuestras intenciones, recogiéndolas y transformándolas.

Las piedras vivas familiares pueden depositarse en el santuario exterior al lado de los ancestros, para pedir la protección a los antepasados  para  la familia. Trabajar las piedras vivas  en el Santuario o en una rueda de medicina es una forma de meditar sobre la persona que se quiere representar y se consigue conectar ambas almas, si las intenciones son benéficas. También se usan en terapias de constelaciones familiares.

VER: Las Piedras Brujas.

SOÑAR CON PIEDRAS VIVAS.

La piedra tiene un fuerte simbolismo y transmite un mensaje importante, ya que desde la antigüedad y para diferentes culturas, las piedras han sido portadoras de mensajes o han estado cargadas de un simbolismo importante.

Ver piedras en su sueño, simbolizan la fuerza, la unidad y sus creencias inamovibles. Algunas piedras pueden indicarle sus principios morales, su capacidad de juzgar o de avergonzarse por algo.

  • Soñar que está cargando con un saco de piedras, significa su gran fuerza moral, sus grandes convicciones y la gran capacidad que tiene de cuidar de los demás.
  • Soñar que ve piedras abruptas y puntiagudas, representan su búsqueda y reconocimiento de su propia identidad. Esta búsqueda le llevará a conocer una parte oculta de su personalidad, que desconocía por completo.
  • Soñar que ve piedras en la calle o en un camino, significa que se encontrará con muchas trabas y obstáculos en su futuro próximo.
  • Soñar con tirarle una piedra a alguien, significa que insultará y criticará a alguien.
  • Soñar con perder una piedra, es premonición de robo.
  • Soñar que le tiran una piedra, significa que va a ser criticado e insultado por alguien.
  • Soñar con piedras preciosas
  • Soñar con tener muchas piedras preciosas, significa que le alabarán y le reconocerán su trabajo, pero no sobrepase los límites llevado por la sobre excitación del momento.

Soñar con camino de piedras

  • Soñar que anda por un camino de piedras, significa que necesita tomarse la vida paso a paso, a fin de conseguir sus objetivos. Por otro lado, podría estar mostrándole los pasos que debe realizar para alcanzar su meta. Siga mentalmente el recorrido de su sueño, porque seguramente le dará pistas.

Imagen de congerdesign en Pixabay

PIEDRAS CON CORAZÓN.

Para finalizar os aporto una poesía de León Felipe para resumir su simbolismo y la conexión que las piedras vivas producen como puente de energía….

Como tú
Así es mi vida,
piedra,
como tú. Como tú,
piedra pequeña;
como tú,
piedra ligera;
como tú,
canto que ruedas
por las calzadas
y por las veredas;
como tú,
guijarro humilde de las carreteras;
como tú,
que en días de tormenta
te hundes
en el cieno de la tierra
y luego
centelleas
bajo los cascos
y bajo las ruedas;
como tú, que no has servido
para ser ni piedra
de una lonja,
ni piedra de una audiencia,
ni piedra de un palacio,
ni piedra de una iglesia;
como tú,
piedra aventurera;
como tú,
que tal vez estás hecha
sólo para una honda,
piedra pequeña
y
ligera…

León Felipe

«Como tú», ha sido musicado y cantado por distintos interpretes entre ellos Paco Ibañez.

Creer o no creer, he ahí la cuestión.

Siempre en la grandeza de tus pensamientos estará la grandeza de tus obras. Y la más importante de las obras, es crearte a ti mismo.

Recibe todo lo mejor del Universo!

FUENTES:

POSDATA: Espero que este artículo  te haya gustado, y sobre todo que haya respondido a tus dudas. Si es así, por favor, dale un “me gusta” o compártelo con tus amistades o familiares en las redes sociales. También puedes dejar un comentario con tu opinión.

Nos leemos en el próximo post.

About Post Author

Maria Mercedes

Cosmopolita. Soy gnostica de raíces cristianas , mi parte pagana es mi amor incondicional a la Madre Tierra. No Teista y universalista. Anti-dogmatica por naturaleza- Políticamente humanista.
Previous post Luna Llena de Huevo. Rituales de Color
Imagen de Pexels en Pixabay Next post ABRIL, EL MES DEL AMOR

Un pensamiento en “El Culto a las Piedras: Las Rocas Fecundas.

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad
A %d blogueros les gusta esto: